Testimonios

[Testimonios][bleft]

Catecismo

[Catequesis][bleft]

CERS

[CERS][twocolumns]

MFC

[Movimiento Familiar Cristiano][bsummary]

Italia: beatificación de Itala Mela, heraldo de la Trinidad

Sistema de Información del Vaticano

 

(ZENIT – Roma, 11 de junio de 2017). – Itala Mela, mística y oblata benedictina (1904-1957), fue beatificada el 10 de junio de 2017, en La Spezia, en Liguria, en el norte de Italia. La misa fue presidida por el cardenal Angelo Amato, prefecto de la Congregación para las causas de los santos. Presentando a la futura beata dos días antes, El Observatore Romano subraya su itinerario de fe “del ateísmo a los altares, bajo el signo de la Trinidad.”Nacida en el seno de una familia alejada de la fe, Itala Mela fue bautizada pero profes ó claramente el ateísmo en la adolescencia, después de la muerte de su hermano Enrico a la edad de 9 años. En la universidad, beneficiaria de experiencias místicas, comienza un camino espiritual y se acerca a la espiritualidad benedictina.

El Señor le concede una experiencia de la Trinidad: “El la eleva, informa el cotidiano del Vaticano, más allá de toda experiencia humana, al “monasterio celeste” dónde la Santísima Trinidad vive desde siempre”, es decir “en el corazón” de la Trinidad.

Desde entonces, su vida fue un retiro en el seno de la Trinidad, abandonándose totalmente a la comunión con Dios Trino. Ella describía su misión terrestre así: “continuar con lo que falta a la pasión de Cristo en favor de su Cuerpo que es la Iglesia” y poner todos los esfuerzos para que cada bautizado redescubra el don de la Trinidad.

En 1933, además de su profesión como oblata en el monasterio benedictino de San Pablo extramuros en Roma, hizo un voto de consagración total a la Trinidad. Lo que ella llama su “quinto voto”, añadiendo a los cuatro votos benedictinos (pobreza, castidad, obediencia, estabilidad): dedicarse a la profundización de la comprensión del misterio de la presencia de las Tres personas divinas en ella-“don de la inhabitación de la Trinidad en el alma”- y ayudar a los bautizados, en particular los sacerdotes y los religiosos, a hacer revivir esta certeza de la vida cristiana.

Toda su vida, toda su oración, toda su acción, tuvieron como referencia esta centralidad hasta terminar, el 21 de abril de 1941, la presentación al Papa… del proyecto del quinto voto”, explica El Observatoe Romano. Itala Mela presentó el don de la inhabitación como un don “ignorado y olvidado” un don que hace el objeto de un conocimiento teológico pero que debería ser “un alimento vivificante de toda la vida cristiana”.

Traducción de Raquel Anillo

No hay comentarios.:

Señor de la Misericordia